La República de China y la Santa Sede disfrutan de buenas relaciones diplomáticas

0
26

El vicepresidente Chen Chien-jen, quien junto a su delegación se encuentra en el Vaticano con motivo de la ceremonia de canonización de la Madre Teresa de Calcuta, ofreció el día 4 una cena en Roma. Durante su discurso Chen señaló que la Santa Sede es un aliado diplomático importante de la República de China, refiriéndose a esta unión como preciada y establecida sobre valores fundamentales. Chen dijo también que la amistad que une a ambas partes seguirá desarrollándose en el futuro.

 

El motivo de la visita del vicepresidente a Roma se debe principalmente a la ceremonia de canonización de la Madre Teresa. Tras la ceremonia, miembros de la curia vaticana, taiwaneses de ultramar y empresarios taiwaneses entre otros se dirigieron al hotel A. Roma Lifestyle para cenar.

 

Chen dijo durante su discurso que las relaciones diplomáticas que unen a la Santa Sede y a la República de China han cumplido ya 74 años, relación que se ha caracterizado además por su libertad religiosa y afabilidad, y que ha hecho hincapié en la importancia de la democracia, la libertad, los derechos humanos y la humanidad. Por su parte, el Gobierno seguirá desarrollando sus relaciones diplomáticas y cooperando con la Santa Sede en la promoción de los valores universales de la libertad, la democracia, los derechos humanos y la fraternidad, profundizando en las labores humanitarias a nivel bilateral.

 

Con relación a los comentarios de los medios de comunicación sobre el motivo real de la visita del vicepresidente al Vaticano, que podría estar relacionada con la relajación en las relaciones entre la Santa Sede y China Continental hasta el grado incluso de poder restablecerse las relaciones formales como resultado de la formación de un grupo de trabajo entre la Santa Sede y China Continental, que tiene como objetivo resolver las discrepancias en materia religiosa, Chen señaló que a pesar de los altibajos por los que ha pasado el Gobierno desde mayo, da gracias por seguir teniendo el valor y la sabiduría para seguir dirigiendo a Taiwán hacia un futuro mejor. Chen dijo que las reformas llevan su tiempo y por tanto el Gobierno debe seguir trabajando duro.

 

El día 4, el vicepresidente Chen Chien-jen y el vicesecretario general del Consejo de Seguridad Nacional Harry Tseng así como el viceministro de Relaciones Exteriores Wu Chih-chung se reunieron con el cardenal Pietro Parolin. El cardenal dio la bienvenida a Chen y a su delegación. Durante la reunión ambas partes intercambiaron puntos de vista sobre una gran variedad de temas relacionados con Taiwán y la Santa Sede.

 

RTI

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here