Preservando el pasado

0
26
Taiwán de ayer y de hoy
Preservando el pasado. ¿Se imaginan de qué vamos a hablar en este programa? ¿Alguna idea? La verdad es que existen muchas formas de preservar el pasado. Pero, en este caso, nos referimos a la preservación de la cultura. Y, en este caso, cuando digo cultura quiero decir películas. Está claro que las películas también forman parte de la cultura de una nación. No obstante, aquellas películas del pasado se han ido perdiendo con el paso del tiempo y con el avance de las nuevas tecnologías, como todos bien sabemos. Pues bien, “preservando el pasado” trata de un proyecto de restauración que tiene como objetivo proteger y mostrar a todo el mundo el rico patrimonio cinematográfico de Taiwán. Eso es, restaurar antiguas películas. Si le gusta el cine, ¡no se pierda este programa!
Más de medio siglo después de la proyección de la primera película en los teatros de Taiwan, “El secreto del marido”, este drama en blanco y negro regresó a la gran pantalla el 25 de octubre de 2017, durante un evento en la ciudad de Taipei a fin de conmemorar el Día Mundial del Patrimonio Audiovisual de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura. El reestreno de esta película marcó la culminación de un año de arduo trabajo de restauración digital y por fin dieron fruto los esfuerzos del Instituto de Cine de Taiwan (TFI, siglas en inglés), subordinado al Ministerio de Cultura (MOC, siglas en inglés), que se ha dedicado a llevar los olvidados clásicos del cine al público moderno. ¿Qué les parece?
“El secreto del marido”, una historia de amor y traición no muy conocida, es digna de atención por su implacable análisis del papel de la mujer en la sociedad, así como el empleo del idioma hoklo, también llamado taiwanés, es decir, la lengua del grupo étnico más numeroso del país. El cine en idioma hoklo prosperó desde mediados de la década de 1950 hasta finales de la década de 1960, antes de sufrir un brusco declive debido a diversos factores tales como el enfoque del Gobierno en la promoción del idioma chino mandarín, la carencia de inversión en la industria cinematográfica y la débil demanda de los mercados extranjeros. De las casi mil películas en idioma hoklo producidas durante la era dorada de este género, solamente quedan unas 160, según Chen Pin-chuan, director del TFI. Todos estos filmes que lograron sobrevivir han sido preservados por el TFI, tal y como nos asevera Chen. 
Además, las economías emergentes en el Sur y Sudeste de Asia, tales como India, Indonesia, Filipinas, Singapur, Tailandia y Vietnam, están buscando ampliar el uso de la restauración digital, lo que ofrece oportunidades para las firmas taiwanesas. “Con su creciente competitividad en este campo, Taiwán podría acaparar una parte del mercado”, así añadió Chen. Es más, a medida que Taiwán busca promover su sector cinematográfico y televisivo, los proyectos de restauración pueden servir como una importante fuente de material educativo. 
Les invito a que disfruten conmigo de este programa.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here