Amanecer índigo: 30 años de activismo Hakka

0
35
Taiwán de ayer y de hoy

El día 28 de diciembre de 1988 se llevó a cabo la marcha denominada “Que vuelva nuestra lengua materna”, la cual propugnaba la defensa de la cultura Hakka, solicitando el levantamiento de las restricciones a las emisiones de programas de radio y televisión en dicho idioma el cual era calificado por las autoridades entonces gobernantes como “dialecto”. Este fue el primer evento que movilizó al activismo Hakka. En los treinta años transcurridos desde entonces, los activistas Hakka han logrado sus tres principales objetivos: El idioma Hakka ha sido reconocido como “idioma oficial nacional”, el gobierno subvenciona programas de radio y televisión en el referido idioma y la cultura Hakka ha sido ampliamente aceptada como parte integrante del tejido multicultural y multiétnico de Taiwán.


¿Sabes cómo las viviendas tradicionales Hakka, las canciones populares, las túnicas teñidas de índigo y los estampados florales, así como los doce principales festivales y fiestas de la cultura Hakka, llegaron a convertirse en importantes manifestaciones culturales de Taiwán? Hace algo más de treinta años, tras la derogación de la ley marcial en Taiwán, cosas ahora tan normales como ver anuncios escritos en Hakka, tanto en autobuses como en el metro, el uso del idioma Hakka, tanto en radio como en televisión y las clases de Hakka en las escuelas estaban prohibidas. Se puede decir que en aquel entonces no regía el principio de igualdad ante la ley sino todo lo contario, pues la estructura política de aquel momento histórico era un instrumento de opresión.

La primera oleada del movimiento Hakka se produjo con la fundación del periódico “Hakka Affairs Monthly”. En junio de 1987, Chiu Rong-jeo, quien acaba de ingresar como profesor de la Universidad Nacional de Taiwán, se reunió para tratar sobre estos temas con Liang Jing-feng y Zhong Chun-lan en la casa de té Yuannnong de Taipéi). Después de dos o tres charlas, decidieron fundar una revista que daría voz a las preocupaciones de los Hakka de Taiwán.

Chung Chun-lan, la única mujer de dicho grupo, era entonces editora del periódico “China Times” y recuerda: “Esperaba que el movimiento Hakka promovido por nosotros a través del Hakka Affairs Monthly no se centrara exclusivamente en los Hakka, sino que mostrara una perspectiva social multicultural”. Este periódico mensual, en su edición de octubre de 1987, publicó un editorial en el que afirmaba la importancia de “establecer un nuevo valor para el pueblo Hakka,  entregándole una nueva hoja de ruta para salir a la luz”. Además, el titular de su portada decía: “Abriendo un nuevo capítulo en la historia del pueblo Hakka”.

Para que la protección de los derechos de la cultura Hakka se mantengan en vigor, el día uno de enero de este año, la presidenta de la República de China, Tsai Ingwen, promulgó las correspondientes revisiones a la Ley Básica del Hakka, las cuales requieren que el gobierno establezca una “Fundación de Difusión Pública del Hakka” y de los demás idiomas aborígenes de Formosa pues todos son considerados como idiomas nacionales, constituyendo un fiel reflejo de la política lingüística multicultural del gobierno.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here