Preparando té de temporada, delicioso y divertido

0
51
Taiwán de ayer y de hoy

Entre aquí para escuchar

Hoy vamos a preparar un té de temporada, tan delicioso como divertido. ¿Listos? ¡Vamos a iluminar el té taiwanés!

El té taiwanés es famoso en todo el mundo, su sabor único es un producto de las técnicas de procesamiento del té maduro de Taiwán y un terreno que abarca trópicos y subtrópicos, elevaciones altas y bajas. ¿Dónde debería comenzar su exploración del té taiwanés? Puede visitar a los comerciantes de té y casas de té, o incluso hacer un recorrido por la finca del té del Año Nuevo Lunar que incluye un viaje guiado por una plantación de té, así como experiencias de procesamiento de té y degustación de té. Estos tours le permiten degustar tés finos, disfrutar de las vistas cercanas y disfrutar de la vida.

«Un viaje de mil millas comienza con un solo paso», así que nos ponemos en marcha. En una madrugada planeada con mucha antelación, ascendemos a la aldea de Xiding, a 1.250 metros sobre el nivel del mar, para ver la salida del sol. Paseando por el sendero Eryanping a través de las plantaciones de té y los bosques de bambú que cubren la ladera de la montaña, podemos ver una línea continua de montañas en la distancia y tener una vista panorámica de las plantaciones de té verde a continuación. La «ruta del té» termina en Alishan Win, una finca de té que ofrece un tour de degustación de té, una experiencia inolvidable.

Xiding es un centro importante para la producción de té Alishan. Alishan Win se encuentra cerca de los 55 kilómetros de la autopista Alishan. El propietario de la finca Alon Huang, un agricultor de té de segunda generación y juez de la competencia o competición de té de alta montaña Alishan de la Asociación de Agricultores de Meishan, exhorta a los visitantes a uno de los tours de experiencia de degustación de té de la finca: «Recoja su taza de té y respire profundamente. ¡Sigue inhalando!» Después de identificar el olor, ya sea dulce, afrutado o floral, les hace examinar las hojas empapadas.

Una taza sigue a otra. Después de oler diez tazas diferentes de té, usamos una cucharilla de degustación de té para recoger algo del líquido y sorberlo, manteniéndolo en la boca por un momento antes de tragarlo. ¿Es ligero y fresco, o rico y con consistencia? Tomamos nota de nuestras respuestas olfativas y gustativas a cada té.

El programa llamado «degustación de un día» de Alishan Win para consumidores que visitan Alishan comienza con una visita guiada a las plantaciones de té de montaña, luego sigue con una experiencia degustativa. Tomar té es una reconstrucción de las condiciones locales naturales y también un tipo de vida, estética y actitud. Cuando practicamos la conservación y las técnicas de cultivo respetuosas con el medio ambiente en las plantaciones de té de montaña, la naturaleza nos recompensa con una taza de té verdaderamente revitalizante.

Ahora vemos las plantaciones de té como intermediarios potenciales entre el arte del té y su fabricación, y sugerimos que pueden allanar el camino para otras empresas relacionadas con el turismo en sus áreas, lo que brinda una mayor diversidad a la industria y a la cultura del té. 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here